Olivas chafadas y Olivas cortadas

Olivas… recolección, olivas chafadas, olivas cortadas




En noviembre comenzamos a recolectar olivas. Cuando no son muchos árboles, la temperatura es buena, no hay demasiada prisa y la compañía es agradable, resulta una tarea amena y una oportunidad para compartir tiempo con los amigos.
La oliva recogida la llevamos a una almazara, donde realizan la mágica transformación: extraen el aceite de oliva… nuestro riquísimo oro líquido.

Una pequeña cantidad las he preparado para consumir, de dos formas distintas: “olivas chafadas” las más maduras y “olives del tallet”:cortadas en agua con sal. Os paso la forma de prepararlas y algunas fotos de la recolección.

OLIVES DEL TALLET: Mi amiga Susi Agulló me pasó la receta.

– Olivas que no deben estar ni muy verdes ni muy maduras, cuando comienzan a tomar color morado.
– Sal gruesa
– Hojas de limonero y hojas de garrofer (algarrobo)
– Tarros de cristal con tapadera

Lavar las olivas, con la punta de un cuchillo hacer uno o dos cortes verticales en cada oliva.
Preparar el líquido: mezcla de agua y sal en la proporción de 100 gr. de sal gruesa por cada litro de agua. Remover,
En cada tarro ponemos una hoja o dos de limonero y otra de algarrobo, rellenamos con las olivas cortadas. Cubrimos con el líquido salado y cerramos los tarros.
Conservar en un lugar tranquilo y oscuro (armario, despensa…)
Transcurridas tres semanas están listas para tomar.

OLIVES CHAFAES:

Para esta preparación la oliva debe estar muy madura y negra.
Es conveniente ponernos guantes para evitar manchas difíciles. Tenemos que sacar el hueso, con la ayuda de un cuchillo, o bien “chafando” la oliva por cualquier otro medio: golpeándola con una piedra, con un rodillo…
Extender las olivas separaditas, en una bandeja amplia, sobre papel de cocina. Colocar la bandeja al aire libre, lo ideal es que le de el sol. Se debe evitar la humedad: por la noche o en caso de tiempo lluvioso conviene guardarlas en casa, así se secarán estupendamente. Dependiendo del tiempo ambiente las tendremos listas en unas dos semanas.

Para aliñarlas necesitaremos:
– Sal
– Orégano
– Pimentón dulce
– Aceite de oliva virgen extra
Mezclar todo, llenar los tarros y cubrir con AOVE.
Sólo con pan crujiente ya están buenísimas.

Olivas cortadas:

En el campo. Por aquí decimos : en “de fòra”:


Entre romero, palmeras y olivos:


Hemos encontrado dos larvas como ésta, parece que se trata de la Oruga de la Mariposa Esfinge de la calavera, que conocimos en la película: “El silencio de los corderos”



Anuncios
Esta entrada fue publicada en Aperitivos. Picoteos, Cocina Tradicional, Recetas con fotos paso a paso y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Olivas chafadas y Olivas cortadas

  1. piedad/actiu dijo:

    que ricas esas aceitunas, y que bien los días de campo. besos

  2. Geles dijo:

    Pues voy a hacer las olivas chafadas, porque tengo la oliva sin coger todavía y están maduras. Gracias. Besos

  3. rosa dijo:

    buenísimas las dos recetas ,gracias por las recetas .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s